jueves, 05. septiembre 2019

NFL – La Liga de los excepcionales superatletas

En septiembre empieza la nueva temporada de la NFL y, al mismo tiempo, la lucha por el codiciado trofeo Vince Lombardi. En ninguna otra modalidad deportiva son las exigencias deportivas tan diferentes como en el Fútbol Americano. A los atletas se les exige rapidez, fuerza y las más elevadas capacidades de coordinación, lo cual se ve recompensado con unos salarios muy lucrativos. Interwetten echa un vistazo a los hechos más extraordinarios de los superatletas de la NFL.

Apuesta por la NFL!

NFL – La Liga de los excepcionales superatletas

John Ross – Pisándole los talones Usain Bolt

En los NFL Combines, que tienen lugar todos los años, los jugadores de fútbol americano pueden mostrar sus capacidades mentales y atléticas. Así, en el 2017, John Ross, wide receiver de los Cincinatti Bengals, estableció en el 40-Yard-Dash un nuevo record de 4,22 segundos. A modo de comparación: el actual poseedor del record mundial de los 100 metros lisos, Usain Bolt, estableció en el Mundial de Atletismo de Berlín su record mundial en 9,58 segundos.

Ben Roethlisberger – Un salario que causa la envidia de Neymar Jr

Los salarios anuales que ascienden a millones hace ya tiempo que no son una rareza, haciendo parte del día a día del deporte profesional. El jugador de fútbol con el mayor salario no es otro que Neymar Jr. El delantero del París Saint-Germain ocupa el primer puesto de los salarios anuales del mundo del fútbol. Pero comparado con el sueldo del jugador de la NFL Ben Roethlisberger, la diferencia es más que notable.

Chris Conley – A la misma altura que Michael Jordan

La NBA denominó a Michael “Air” Jordan como mejor jugador de baloncesto de todos los tiempos. 16 años después de su retirada, el ex-escolta se encuentra todavía entre los 5 mejores anotadores de la historia de la NBA. Pero no sólo por medio de los puntos hizo historia “His Airness”, sino también con la altura de sus saltos, que alcanzaron una marca legendaria de 122 cm, a menudo descrita como de otra galaxia. Lo más curioso, sin embargo, es el hecho de que la altura del salto del jugador de los Jacksonville Jaguars, Chris Conley, es sólo 8 cm menor que la de Michael Jordan.

Zach Banner – El yokozuna del terreno de juego

Reacciones altamente explosivas, estabilidad y un enorme peso corporal, todo ello es necesario para tener éxito en el sumo. Gracias a su rica alimentación en proteínas y a que duermen lo suficiente, los luchadores de sumo dan en la báscula un peso medio de 150 kg. En el fútbol americano se necesita de ella en la posición de “offensive tackles”, la cual exige una gran estabilidad. Zach Banner, jugador de los Pittsburgh Steelers, alcanzó en sus mejores tiempos los 156 kg de peso, siendo muy difícil desplazarlo de su posición. Con ello, se queda por detrás del yokozuna de sumo Kisenosato Yutaka sólo por 20 kg de peso menos.

Fútbol americano – El deporte más valioso del mundo

Que el fútbol americano no es sólo querido y valorado en los EEUU es algo que se muestra en lo que pagan los equipos. Así sucede con el equipo más valioso, los Dallas Cowboys, que, con un valor de mercado de 5 mil millones de dólares, es el equipo más caro del mundo, por delante incluso de los New York Yankees y del Real Madrid. Un precio de mercado que, por si solo, haría palidecer a muchas empresas de éxito.